miércoles, 17 de julio de 2013

“LA DOCENA SUCIA” DE COMPUESTOS ORGÁNICOS PERSISTENTES (COVs) Y EL LINFOMA “NO HODGKIN”

En pocos años, este tipo de cáncer ha pasado de ser considerado “raro” a ocupar la quinta posición en cuanto a incidencia en EE.UU.

Esta afección, por la que los linfocitos (un tipo de glóbulo blanco de marcado carácter defensivo) se convierten en células malignas, se ha asociado a determinados grupos de población expuesta a los Compuestos Orgánicos Persistentes (principalmente trabajadores de la industria relacionada).


El Convenio de Estocolmo persigue limitar el uso de este tipo de contaminantes, definiendo las sustancias afectadas, así como las reglas para su producción, importación y exportación. Pese a su regulación, actualmente se siguen usando, dada la aparente “ambigüedad” legal y la permisividad de algunos puntos del tratado referentes a “usos tradicionales” de estos productos.


La llamada “docena sucia” está formada por un grupo de sustancias orgánicas (12 en un principio, y ampliadas a 17 durante el “Convenio” de 2007) usadas masivamente y prácticamente sin control antes de los 80, extremadamente peligrosas por su toxicidad, resistencia a la degradación natural, y por lo tanto por su capacidad de acumularse en los sistemas acuáticos y terrestres.

Bioacumulables, especialmente en grandes depredadores que los adquieren a través de sus presas y los retienen en elevadas concentraciones en el tejido graso.

(Quizás te interese leer: “Toxicidad de los siluros del embalse de Iznájar”)

Los humanos, en la cima de la pirámide alimenticia,  los adquieren tanto a través de la alimentación como de la contaminación medioambiental que les rodea.


Usados habitualmente en agricultura como pesticidas o con usos industriales, son altamente volátiles y fácilmente transportables a largas distancias por el aire, corrientes marinas y especies migratorias, lo que ha llevado a su detección incluso en esquimales y especies autóctonas del Ártico.




Los “doce del patíbulo”

  • Aldrín: insecticida para el maíz y el algodón
  • Clordano: usado como insecticida contra termitas y en la síntesis de adhesivos
  • Dieldrín: insecticida para fruta
  • Endrín: insectida y raticida
  • Heptacloro: tratamiento de madera (termitas) e insectos de suelo (hormigos)
  • Mirex: retardante de fuegos
  • Toxafeno: insecticida contra garrapatas y ácaros
  • DDT: insecticida contra mosquitos, ampliamente utilizado en el ámbito doméstico
  • Hexaclorobenzeno: usado como fungicida en granos de cereal.
  • PCBs: producto industrial utilizado como aislante líquido, fluido hidráulico y como ingrediente de pinturas metálicas
  • Furanos: subproductos de la síntesis de PCBs
  • Dioxinas: residuo industrial (blanqueo de pasta de papel)

La eritrosina (E-127) y el cáncer de tiroides Un aminoácido de las pipas de calabaza frente a los parásitos intestinales Aloe Vera contraindicado para menores, mujeres embarazadas y madres lactantes La capsaicina de la pimienta de cayena Los psoralenos del apio frente a manchas de la piel y quemaduras solares Dios y el demonio en el pan de cada día. Claviceps purpurea del centeno Sensación de pérdida de los dientes: La ciguatera del pescado El aceite de coco y sus propiedades frente a la bacteria responsable de la caries Desnaturalizados por la colza. El síndrome del aceite tóxico en la España de 1981 Crucíferas contra el cáncer. El sulforafano del brócoli La dulce Estevia. Un edulcorante natural frente a los artificios químicos Leishmania: Sólo un mundo cínico curaría antes a perros que a personas